En el artículo de la semana pasada hablamos de lo importante que es tener en cuenta que cuando empiezas hay que sembrar.

Y hay que esperar.

Aunque muchas veces no sea fácil hacerlo…

Y hoy quiero aclarar algo también muy, muy importante relativo a por qué todavía no tienes los resultados que quieres.

Porque puede que ahora pienses: “pero Aida, si yo ya he sembrado, ya he hecho una montón de cosas por mi negocio pero no hay manera”.

Ya, es que no sólo hay que sembrar, también hay que saber qué es lo que estás sembrando.

Y cuánto estás sembrando.

Sigue leyendo…

 

> Escucha este artículo aquí –> Lee esto si no tienes los resultados que quieres en tu negocio online (2ª parte)

 

Hay un dicho o una cita que me viene al pelo ahora, aunque su significado tenga otra connotación, que dice algo así cómo:

 

“No pretendáis sembrar cicuta y ver crecer trigo”

 

(O algo así, no lo recuerdo bien y tampoco de quién era, quizá de la Biblia).

 

Si ahora mismo estuviera contigo analizando tu negocio te preguntaría qué acciones estás llevando a cabo específicamente para conseguir clientes.

Porque ten en cuenta dos cosas:

 

UNO.  Para tener un trigal no bastan dos semillas, ni diez, necesitarás sembrar centenares o miles o las que sean porque habrá muchas que no prosperarán.

Y no te vas a quedar ahí llorando porque una semilla no ha dado fruto.

Te curas en salud sembrando todas las que puedas…

¿Qué estás haciendo tú para asegurar resultados en tu negocio?

¿Cuántas cosas estás haciendo?

¿Escribes en tu blog semanalmente, haces entrevistas, participas en eventos, regalas sesiones estratégicas, estás activa en redes sociales?

Lleva buena cuenta de qué haces cada semana o cada mes y, por supuesto, de qué funciona (para poder repetirlo. No tiene mucho sentido probar y probar como loca si ya hay cosas que te dan buenos resultados).

 

DOS. Asegurate de sembrar trigo si quieres cosechar.

Es decir, lleva a cabo las acciones que realmente den resultados, las que atraigan a tu cliente ideal. No te pases el día en una red social que no te gusta ni usan tus lectores, tu nicho.

No hagas cosas porque otra persona las hace, cada uno tiene su nicho y su estrategia y hasta si coinciden ambos, cada uno tiene su posicionamiento y tu estrategia tiene que ser personalizada.

Tienes que decidir, y puedes pedir ayuda si es necesario, qué acciones serían las más eficaces para ti, qué tipo de cultivo, por seguir con el ejemplo.

No te pongas a dar charlas a emprendedores si tú en realidad quieres trabajar con directivas.

No te apuntes como invitada a todo tipo de eventos online si van dirigidos a alguien que no es tu cliente ideal o son de un tema que no va contigo.

Y es MUY frecuente hacer esto.

Yo misma lo hacía al principio, por tener más movimiento y más visibilidad. Pero de qué me servía la visibilidad si era frente a un grupo de gente que no es a quién yo me dirijo.

 

Sé selectiva en tus acciones.

Elige bien tus semillas.

 

Estos dos puntos son muy importantes. Y muchas veces con la locura del día a día ni nos damos cuenta.

Seguimos haciendo cosas pero no nos paramos a pensar si están funcionando o si son suficientes.

Y si quieres vivir de tu negocio y vivir bien es IMPRESCINDIBLE que tengas esto claro.

Que tengas tu o tus estrategias, que la repases, que la modifiques si hace falta.

 

Que tengas claro qué estás haciendo, por qué lo haces y si funciona o no.

 

Así que ya sabes no sólo hay que sembrar y saber esperar. También es necesario elegir bien lo que siembras y hacerlo en suficiente cantidad.

Y por supuesto de manera continua. No creas que porque una vez cosechaste trigo ahora va a seguir creciendo sin que tú hagas nada.

Hay que trabajar continuamente y con cabeza.

Que no se te olvide que, por mucho que sea tu negocio, que tú te organices y lo manejes todo, hay que trabajar, las cosas no se regalan.

Espero que te inspire y te ayude esto : )

 

Te invito a apuntarte a la LISTA DE ESPERA de mi Programa Acelerado de Mentoría “Clientes, Ingresos y Libertad”.

Recibirás un MINICURSO GRATUITO para hacer crecer tu negocio, te informaré cuando abra la inscripción de nuevo y te enviaré los artículos que escriba (así no te perderás ninguno) y mis reflexiones personales  exclusivas de mis suscriptores.

Apúntate aquí mismo:

email

Y TU, ¿QUE OPINAS? - 0 COMENTARIOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*