Hoy vamos a hablar de un tema interesante y muy importante: esfuerzos útiles y esfuerzos inútiles.

Decía Ortega y Gasset que el esfuerzo inútil conduce a la melancolía.

Con esfuerzo inútil se refiere a cuando te empeñas o centras en algo que tú sabes que no va a funcionar, lo sabes de antemano, sabes que no te hace o te va a hacer feliz pero tú sigues ahí esforzándote.

Y eso te lleva a un estado de melancolía, de tristeza, de insatisfacción. De vacío. ¿Y por qué te ibas a esforzar en algo que sabes que no da más, que no te ayuda ya?

 

> Escucha el podcast aquí –> Cómo saber si vale la pena esforzarse tanto (o mejor ya no).

 

Por culpabilidad, porque ya has empleado mucho tiempo y no quieres “tirar por la borda” ese tiempo

Puede haber múltiples razones pero, independientemente de cuál sea la tuya, en el fondo tú ya sabes que no, que no va a funcionar.

Ese es el esfuerzo inútil, el que te va a llevar a una sensación de vacío y tristeza.

¿La solución?

Centrarte en un esfuerzo útil, es decir, aquel que te beneficia y te hace feliz.

Piénsalo detenidamente, ¿qué sería un esfuerzo UTIL para ti? Será distinto para cada persona y merece la pena revisar qué estás haciendo, a qué le estás dedicando tus esfuerzos y si es útil o no.

Si te hace avanzar o no; te hace feliz o no.

Emplea tus esfuerzos en algo que te ayude a mejorar, a conocerte mejor, a mantener tu paz mental, estabilidad o lo que sea que busques (si no sabes lo que buscas esto es para ti).

Párate a pensarlo partir de ahora y emplea tu tiempo, esfuerzo, dinero y energía en cosas que no te hagan sentir triste y vacía.

¿Qué te parece? ¿A qué le vas a dedicar tus esfuerzos a partir de ahora? Cuéntamelo en los comentarios, me encantará leerte.

Y si no quieres perderte mis reflexiones y consejos apúntate a mi boletín semanal aquí abajo : )

email

Y TU, ¿QUE OPINAS? - 0 COMENTARIOS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*